Tabaco

Mercado internacional La producción mundial de tabaco para la temporada 2002 fue estimada en mayo pasado por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos en 5.688.497 toneladas, superior en cerca de 100 mil toneladas a la de 2001. Como se observa en el cuadro siguiente, esta producción es inferior en cerca de 2 millones de toneladas en relación a la de 1997.El consumo mundial se mantiene estable en las últimas temporadas e incluso con un alza de 0,4% entre 2002 y 2001, que significó una nueva disminución del stock final del año. Sólo India y Brasil, que en conjunto representaron el 18% de la producción promedio mundial en el período 1998-2002, aumentaron su producción en 2002; el resto de los países productores más importantes, como China, EE.UU. e Indonesia, tuvieron menores producciones.Las previsiones realizadas en el curso del año pasado sobre la producción de tabaco en Brasil se concretaron en este año, debido en parte al aumento de la superficie cultivada, que alcanzó a 335 mil hectáreas, 33 mil ha más que en 2001, y a las condiciones meteorológicas en las provincias de la región sur, productoras de tabaco, que fueron favorables para el cultivo.Respecto del comercio mundial, es posible destacar el incremento importante que tuvieron en 2002 las exportaciones de Brasil e India, en comparación con años anteriores. Es así como Brasil aumentó su participación en el total mundial exportado de 15,6% en 1998 a 21,4% en 2002.Entre 1998 y 2002 el stock mundial disminuyó un 34,4%. En los dos últimos años esta baja se acentuó, llegando a más de 800 mil toneladas anuales (14% por año). Con esto las existencias alcanzaron a 5 millones, lo que sería un indicador para esperar un incremento de los precios de exportación.Sin embargo, es probable que las políticas implementadas en India y China, los principales productores de tabaco, afecten las cotizaciones en el mercado mundial en un futuro cercano. En India, la Dirección del Tabaco, una agencia semigubernamental, regula la producción y la comercialización del tabaco Virginia, la que fue establecida para 2003 en 179 mil toneladas; para otros tipos de tabaco, especialmente Burley, existen contratos para la exportación y con la industria local para el consumo nacional. Se estima que la producción total de tabaco en India aumentará marginalmente a 660.000 toneladas (2%) y sus exportaciones podrían subir a 125.000 toneladas, al utilizar los espacios de mercado que dejarán las menores exportaciones de Zimbabwe. Estas operaciones se realizarán a menores precios, ya que se reconoce que el tabaco indio es de inferior calidad respecto del brasileño o el de Zimbabwe.En China, en 2003 la Corporación Nacional China de Tabaco está implementando cambios importantes, consistentes en modificar las zonas de cultivo, reducir el área plantada (en un 4,9%) y disminuir las compras de tabaco. También serán implementadas nuevas políticas para reducir el nivel de monopolio provincial, que restringe el intercambio de cigarrillos entre las provincias. La Administración Estatal del Monopolio del Tabaco desea que el tabaco chino sea más competitivo en el mercado internacional, con menores precios.En la temporada 2002/03 se plantaron en Chile 2.706 hectáreas con tabaco, un 19% más que la superficie de la temporada anterior. Las comunas más importantes en plantación de tabaco Burley fueron Placilla, en la VI Región, y Río Claro, en la VII Región. Chimbarongo continúa con la mayor superficie del país en tabaco Virginia (860 hectáreas). La superficie con tabaco Virginia "sun cured" alcanzó a 404 ha totales, principalmente en Catemu y Chimbarongo.A comienzos de junio de 2003 aún continuaba la recepción de tabaco en San Fernando y se estima que su producción alcanzará a 7.680 toneladas, volumen inferior en cerca de 800 toneladas a la producción de 2001/02, esto debido a un menor rendimiento promedio nacional, que llegaría a 2.840 kg/ha. La disminución de los rendimientos se debió a las adversas condiciones meteorológicas en el momento del transplante y durante el inicio del desarrollo del cultivo.No obstante lo anterior, el nivel de productividad nacional se ubica en buen término en el contexto mundial. Es así como, según las estadísticas de la FAO, el rendimiento promedio 1998-2002 de tabaco en Chile supera a los rendimientos promedios de los principales países exportadores del producto.El nivel de rendimientos logrados en Chile se debe a la especialización que han logrado los productores agrícolas y a la transferencia tecnológica dirigida al cultivo. Se analizan y buscan soluciones a las limitantes específicas que él tiene para maximizar su productividad por hectárea. La optimización del proceso de cría de plántulas, del riego y la cosecha, cuenta en las últimas temporadas con varios componentes adicionales.Uno de ellos se refiere al sistema de transplante o plantación introducido en la temporada 2001/02 y que ya en la temporada recién pasada se usó en la totalidad de la superficie plantada con tabaco en el país. El tabaco se transplanta mediante una pequeña máquina que se fabrica en el país, de muy bajo costo, que planta dos plántulas por golpe, a la distancia requerida en el surco. Tiene como ventajas poder transplantar con el terreno seco (facilita así el desplazamiento en el campo), con un rendimiento por máquina de media hectárea por jornada; las plántulas quedan derechas y el operario no sufre daño en su salud.Otra máquina, adaptada a la cosecha de Burley, permite cortar la mata entera, cuyo tallo se entierra luego en forma vertical en el surco húmedo, donde se mantiene hasta que la planta se seca naturalmente. Con esto se reducen las pérdidas por quema de hojas por efecto del sol. En tabaco Virginia también se usa este método, dando a las hojas un "presecado natural", lo que permite disminuir el consumo de gas en los hornos de secado, al acortar el tiempo en que las hojas permanecen en el interior del horno.Como una manera de incrementar el ingreso del agricultor, se busca aumentar la eficiencia en el manejo del cultivo, aprovechando al máximo la superficie del potrero plantado con tabaco Virginia, con plantaciones en los márgenes con tabaco Virginia "sun cured", que se cosecha antes. Esta práctica puede aumentar el ingreso del productor en cerca de 200 mil pesos por hectárea.En años anteriores, después de la cosecha quedaba en el campo gran cantidad de tabaco desechado (alrededor de 150 kg/ha). En las últimas temporadas éste también tiene una demanda con precio promedio de compra aceptable ($ 500/kg), por lo que el ingreso del agricultor aumenta en cerca de $ 80.000 adicionales.Respecto del comercio exterior, en el último año las exportaciones nacionales de tabaco se caracterizaron por la continuación del proceso de disminución en la cantidad exportada, que bajó de 582 toneladas en 2001 a 469 toneladas, y una reducción importante de los mercados, con Brasil y el Reino Unido como únicos países de destino. En los meses de enero a abril de 2003, sólo se exportaron 2,5 toneladas de tabaco sin desvenar a México y Uruguay. El mercado de exportación ha sido difícil para el país, lo que concuerda con la situación que han tenido que enfrentar todos los países que producen tabaco de excelente calidad y que deben competir con las exportaciones del producto a precios reducidos por parte de países que pretenden ganar espacio en el contexto internacional. La cuota arancel definida por EE.UU. a Chile, de 2.750 toneladas dentro de un total de 150.700 toneladas asignado a nueve países para el período comprendido entre el 13 de septiembre de 2002 y el 12 de septiembre de 2003, continúa sin ser usada hasta el mes de abril del presente año. Esta cuota, hasta el 27 de mayo, sólo ha sido empleada en un 43% del total por todos los países beneficiarios, dando así una señal adicional de lo que acontece en el mercado internacional del tabaco. Las importaciones chilenas totales de tabaco (sin desvenar, total o parcialmente desvenado y desperdicios) ascendieron a 2.748 toneladas en 2002, y fueron levemente superiores en cantidad a las de 2001, pero un 11,7% inferiores en valor, el que alcanzó a 5,3 millones de dólares CIF. En el período enero a abril de 2003, las importaciones totales de tabaco llegaron a 633 toneladas, por un valor CIF de 1,2 millones de dólares. En comparación con los mismos meses de 2002, fueron inferiores en 24,3% y 16,7% en cantidad y valor, respectivamente. El precio promedio tuvo un alza de 10%, especialmente por efecto del aumento en el precio CIF del tabaco proveniente de Turquía, y al incremento de los fletes a comienzos de año. En cuanto a los países abastecedores, los principales fueron, en orden decreciente, Turquía, Brasil y Grecia.Las perspectivas del tabaco plantado en el país deben analizarse a mediano plazo, para explicar la temporada 2003/04. Para la próxima temporada se estima una superficie por plantar de cerca de 3.500 ha, un 29% superior a la superficie de la temporada 2002/03, un alza importante en relación a las temporadas precedentes. En los próximos años las necesidades de materia prima para cumplir con los compromisos contraídos de exportación demandarán hectáreas adicionales en cada temporada.Los precios para la próxima temporada serán un 6% superiores para el Burley, alcanzando en promedio cerca de $ 760/kg. Para el Virginia el valor será superior a $ 1.000/kg (8%). Para los "otros tabacos" será de alrededor de $ 530/kg, un 4% más. Al igual que en cosechas anteriores, los precios se reajustarán para las entregas anticipadas, buscando oportunidades de mejores precios en los envíos al extranjero.En lo que concierne al mercado internacional, el país que se ubica en el tercer lugar de importancia en las exportaciones mundiales, Zimbabwe, tendrá modificaciones importantes en el sector productivo, que lo harán perder su participación en el comercio mundial, dejando así espacio para las exportaciones de países como Chile, que tienen un producto de excelente calidad. Se estima que la producción de tabaco en Zimbabwe en 2003 disminuirá a 88.000 toneladas, después de haber tenido un récord de 245.000 toneladas en 2000. Como consecuencia de un cambio en la estructura productiva, tanto en el tamaño de los predios como en la especialización de los productores hacia el cultivo del tabaco, el rendimiento promedio descendió de 2.792 kg/ha en 2000 a 2.213 kg/ha en 2002. Se estima que la superficie de tabaco con riego artificial se reducirá más aún, después que estos nuevos productores se enfrentaron a una sequía a comienzos de año, la que fue agravada por el desconocimiento técnico respecto del uso de los equipos de riego.Como se comentó anteriormente, las modificaciones en los mercados de China e India necesariamente influirán en el resultado tanto de ésta como de las futuras temporadas del mercado mundial del tabaco.La búsqueda de nuevos mercados ha orientado las exportaciones nacionales a países como México y Brasil, y se espera que en años próximos ellas aumenten hacia mercados asiáticos, con productos de buena calidad. En relación a otros mercados, como se señaló, Chile tiene asignada una cuota sin arancel de 2.750 toneladas para exportar a EE.UU., la cual no ha sido completada desde 1999. En el reciente acuerdo firmado entre Chile y los Estados Unidos, que entraría en vigencia unos meses después de que sea ratificado en ambos Congresos, los 56 códigos arancelarios existentes en el Capítulo 24 del arancel estadounidense están clasificados para nuestras exportaciones de la siguiente manera:Respecto de nuestras importaciones desde EE.UU., todas las glosas comprendidas en el Capítulo 24 de nuestro Arancel Aduanero Chileno fueron clasificadas en la categoría A, equivalente a una desgravación arancelaria de 100% a partir de la entrada en vigencia del acuerdo.Como primera apreciación se observa un marcado desequilibrio entre ambas clasificaciones de los productos, sin embargo, se estima que si las condiciones de mercado se mantienen, es poco probable que nuestras importaciones desde los Estados Unidos aumenten considerablemente dado que los precios CIF de ese país, tanto del tabaco sin desvenar y tabaco parcialmente desvenado, son significativamente superiores en relación con los de otros países abastecedores. A modo de ejemplo, cuando en 2001 hubo importaciones de tabaco sin desvenar desde EE.UU. se hicieron a US$ 43.276/ton, en comparación a los US$ 15.000/ton desde Holanda o a los US$ 11.000/ton desde Grecia (2002) o US$ 3.057/ton desde Turquía (enero-abril 2003). Algo similar sucede con los precios del tabaco total o parcialmente desvenado, cuando en 2002 los de EE.UU. fueron un 171% superiores al precio promedio de las importaciones que alcanzó a US$ 2.998/ton.

Related items

Anuario FAO de producción 1994
Autor(es):
Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO)
Fecha de Publicación:
1994
Anuario FAO de producción 1993
Autor(es):
Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO)
Fecha de Publicación:
1994
IV Censo nacional agropecuario. Año agrícola 1964 - 1965
Autor(es):
Dirección de Estadística y Censos
Fecha de Publicación:
Diciembre 1969