Situación y perspectivas de mercado de la cebada cervecera

En los últimos seis años se han sembrado en promedio 55,99 millones de hectáreas de cebada en el mundo, obteniéndose una producción media de 142,16 millones de toneladas al año, cifras que entregan un rendimiento promedio mundial de 25,39 quintales por hectárea. El principal país productor es Rusia, que tiene el 17% de la superficie mundial y el 13% de la producción; el segundo país en importancia es Ucrania, que produce y cultiva el 8% de este cereal. En las figuras 1 y 2 llama la atención que los países que presentan una mayor área sembrada no son necesariamente los que tienen mayor producción, lo que se debe a diferencias en los rendimientos obtenidos. Un buen ejemplo de esta situación es Alemania, país que, teniendo sólo el 4% de la superficie mundial de cebada, produce el 9% del volumen total, con rendimientos por hectárea de 59,1 quintales, muy distantes de los obtenidos en Rusia, que sólo alcanzan a 18,9 quintales por hectárea. En general, en la Unión Europea y Nueva Zelanda se superan los 60 quintales por hectárea, mientras que en los países con mayores superficies apenas se sobrepasan los 20 quintales. Las diferentes proyecciones que se han realizado de la producción mundial de cereales para el año 2007, señalan que será un año sin precedentes. Según la FAO, en su reporte de julio del presente año, dicha producción sería un 5,3 por ciento superior a la de 2006. Paralelamente, las decisiones adoptadas por el gobierno de Estados Unidos de Norteamérica, en el sentido de estimular la producción de etanol mediante subsidios a la instalación de plantas productoras y a la producción propiamente tal, han provocado un importante incremento en la demanda de cereales para alimentarlas. En consecuencia, se ha promovido la ampliación de las siembras de estos cereales, provocando una alteración de los mercados, principalmente de trigo, maíz y cereales secundarios, entre los que figura la cebada. Las importaciones mundiales¹ en el año 2005 alcanzaron a 24,6 millones de toneladas de cebada, como producto primario, y 33,3 millones de toneladas de cebada equivalente, importada en forma de productos con un primer grado de elaboración (por ejemplo, malta sin tostar o tostada), por valores de 4.067 y 21.753 millones de dólares, respectivamente. En volumen, el principal país importador es Arabia Saudita (19% de las importaciones de productos primarios y 26% de productos derivados reducidos a cebada en grano). Sin embargo, de acuerdo al valor del producto, el mayor importador de productos derivados de cebada es Estados Unidos, con un monto de 4.561 millones de dólares y el 21% del valor total. Arabia Saudita ocupa el primer lugar en valor de importaciones primarias, por un monto de 1.070 millones de dólares. El principal país exportador en volumen de cebada en estado primario es Francia, que realizó envíos superiores a 5 millones de toneladas en el año 2005, es decir, el 20,4% de las exportaciones mundiales. Lo siguen Ucrania (13,8%), Australia (13,5%) y Alemania (11,7%), entre los más importantes. Estas cifras y el orden de los países varían levemente si se consideran las exportaciones de derivados de cebada, pero se mantiene en primer lugar Francia. En cambio, si se revisa el valor de las exportaciones de derivados de cebada, el primer lugar lo ocupa el Reino Unido, con el 13,2% de los envíos, seguido por Alemania (11,1%) y en tercer lugar Francia, con el 9,9% del valor total exportado. Según las cifras del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), la superficie sembrada con cebada cervecera en nuestro país durante la temporada 2006/07 habría sido de 20.710 hectáreas, un 28,7% menos que en la temporada anterior. La producción nacional estimada para esta superficie es 100.122 toneladas, un 26,8% menos que en la temporada 2005/06, lo que significaría un rendimiento nacional aproximado de 48,3 quintales por hectárea, cifra muy similar a los 49 quintales de promedio de rendimiento que entregaron las empresas que contratan este cultivo en Chile. La distribución regional de las siembras anuales de cebada cervecera se puede obtener a través de la información de las empresas que contratan las siembras. Así, desde la Región de Valparaíso hasta la Región del Maule, incluyendo la Región Metropolitana, se cultiva el 5% de la superficie nacional. En la Región del Bío Bío se ubica en promedio un 13%; en la Región de la Araucanía, el 64%, y en la de los Lagos, el 18% restante. La producción nacional y los volúmenes importados en Chile son utilizados específicamente por dos grandes poderes de compra: la empresa Malta del Sur², que produce malta y sus derivados para la industria cervecera y alimentaria principalmente de Chile, y Maltexco³, la cual produce cebada malteada, extracto de malta, maltas especiales, harinas y otros derivados de la malta, todos productos destinados de preferencia a la exportación. El principal uso de la cebada en Chile es la fabricación de cerveza, producto cuyo consumo nacional se ha ido incrementando en los últimos años: de 28 litros por persona-año en 2006, se estima que en 2007 alcanzará a 30 litros y en 2008 superaría los 32 litros. En consecuencia, la demanda por materia prima, nacional o importada, registrará esta misma evolución. En los últimos años, el grano de cebada cervecera muestra una tendencia de precios moderadamente creciente en el país. Es así como los precios del año 2003/04 se situaron en US$ 150/tonelada, subiendo en 2004/05 y 2005/06, hasta llegar en 2006/07 a un nivel cercano a US$ 200 por tonelada. Los precios internos promedio por el quintal de cebada en esta última cosecha fueron de $10.500 base Chillán y $10.960 base Coronel. Niveles muy similares alcanzaron los precios en las regiones de la Araucanía y de los Lagos. Las importaciones de grano de cebada en su estado natural provienen principalmente de la Argentina. Una menor parte viene de Canadá, ocasionalmente de Australia y, en menor volumen, desde otros países. El origen de las maltas sin tostar también es preferentemente la Argentina y, en menor proporción, Francia y otros países europeos. Los volúmenes de malta tostada son mucho menores y no tienen un origen preponderante en los últimos 4 años. La proporción de importación de cebada natural en lo que va corrido del año 2007 supera el 70% del volumen ingresado al país en las distintas formas. Esta proporción ha sido fluctuante en los últimos años, tal como se puede observar en la tabla 1. Las exportaciones son lideradas por las maltas sin tostar y se realizan principalmente a países de América Latina, como Bolivia, Perú y Venezuela. Entre los meses de enero y julio de 2007 ya se han exportado cerca de 26 mil toneladas de malta sin tostar, cifra un 63% superior a la de igual período del año anterior. Los envíos nacionales de cebada natural y malta tostada son muy pequeños y no se espera un incremento significativo en ellos, dado que son productos deficitarios en la industria cervecera nacional. Años Volumen (toneladas) Valor CIF (miles de US$) Cebada Malta sin tostar Malta tostada Cebada Malta sin tostar Malta tostada 2004 57.454,2 4.183,8 0,0 10.693,1 1.427,0 0,1 2005 50.680,2 26.665,7 0,0 9.425,7 8.904,9 0,7 2006 23.032,8 29.659,2 1,0 4.131,2 9.774,0 2,6 2007 51.677,7 20.878,6 30,0 15.397,9 7.869,9 14,6 Años Volumen (toneladas) Valor FOB (miles de US$) Cebada Malta sin tostar Malta tostada Cebada Malta sin tostar Malta tostada 2004 474,4 43.103,0 2.309,8 103,0 13.945,3 752,8 2005 106,5 48.236,2 3.341,6 28,2 14.959,8 1.046,7 2006 6,3 47.896,8 2.419,3 14,8 14.974,1 806,0 2007 16,9 25.887,9 559,1 12,7 9.586,5 263,5 Fuente: elaborado por ODEPA con información del Servicio Nacional de Aduanas. Cifras sujetas a revisión por informes de variación de valor (IVV). Envíos entre enero y julio de 2007. Para las siembras del presente año, las estimaciones del INE indican que la superficie con cebada será aproximadamente de 23.580 hectáreas, lo que implicaría un crecimiento de 13,9% en relación a la temporada 2006/07. Más optimistas son las estimaciones realizadas por las empresas que contratan el cereal, que en su conjunto esperan una superficie sembrada de 28.300 hectáreas. Si se supone una temporada agrícola normal en cuanto al comportamiento meteorológico, los rendimientos unitarios no deberían ser inferiores a 49 qq/ha, por lo que en la temporada 2007/08 se podría esperar una producción de 138.670 toneladas, cifra 38,5% superior a la del ejercicio anterior. Para la próxima temporada, ya se han fijado los valores base del precio que se pagará a los agricultores que contrataron su cebada cervecera con Maltexco, en los distintos puntos de recepción. Los actuales precios por tonelada de cebada cervecera puesta en San Antonio son del orden de US$ 235/ton, y no debería extrañar que llegaran a US$ 240-245/ton, y para el año 2007/08 se espera un nivel de US$ 235 - 240/ton. Los principales puntos de recepción son: Chillán, con un precio base de US$ 240; Victoria, con US$ 235; Temuco, con US$ 237, y Paillaco, con US$ 223 por tonelada. Además del precio base, en cada punto de recepción se está ofreciendo una bonificación por volumen entregado a partir de 500 toneladas. Por ejemplo, si se entrega ese volumen, se bonificará en 15 dólares por tonelada. Si se entregan 750 toneladas, la bonificación alcanzará a 23 dólares por tonelada y, si se entregan 1.000 toneladas, la bonificación será de 30 dólares por tonelada. Una de las empresas tiene un programa de contratación que podría llegar a más de 10.000 hectáreas. En caso de lograrlo, la idea es procesar toda la cosecha y exportarla como malta sin tostar, alcanzando un volumen aproximado de 38.900 toneladas. La otra empresa tiene un programa de contratación estimado de 18.150 hectáreas. Si pudiere cumplirlo, podría disponer de unas 70.580 toneladas de malta, de las cuales colocaría unas 35.000 toneladas en el mercado interno, y el resto se destinaría a la exportación. ¹ Según estadísticas de FAO 2007 ² Agroinversiones S.A. ³ Malterías Unidas S.A. Jeannette Danty LarraínAntonio Ochagavía Iñiguez

Related items

Situación y perspectivas de mercado de la cebada cervecera
Autor(es):
Ministerio de Agricultura
Fecha de Publicación:
Julio 2007
Cebada cervecera. Situación y perspectivas
Fecha de Publicación:
Agosto 1993