En 2,2% creció consumo aparente de carnes

Thumbnail
Issue Date:
2006-03-28
estudiosNoticias institucionales

Reinaldo Ruiz, director de la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (ODEPA), informó que en 2005 el consumo aparente de carnes fue de 75,5 kilos por habitante. Esta cifra es 2,2% mayor que la anotada en 2004, cuando el consumo alcanzó a 73,9 kilos por habitante. El directivo señaló que "esta cifra refleja el crecimiento ininterrumpido de la disponibilidad total de carnes que se ha venido observando en el país en los últimos veinte años. De esta manera, nos estamos acercando el consumo de países desarrollados tales como los que pertenecen a la Unión Europea, en cuyo conglomerado alcanza a 85 kilos per cápita" Es destacable el aumento del consumo de carne bovina, que en 2005 se incrementó en 4,2%, respecto al año 2004, con una disponibilidad aparente de 25,2 kilos por habitante al año, el más alto de la presente década. El consumo de carne porcina aumentó 5,3%, con una disponibilidad de 19,3 kilos per cápita en 2005. En toda la década esta cifra sólo fue superada en 2002. El consumo de carne de aves en 2005 registró 30,3 kilos por habitante, con una disminución de 0,96% respecto al año 2004. Esta baja está relacionada directamente con el aumento de las exportaciones de este tipo de carne, que superaron el incremento de la producción. Esta diferencia fue compensada parcialmente con mayores importaciones. De esta manera, el país en su conjunto aumentó su consumo de carne de ave, pero este incremento fue menor que el crecimiento de la población.