Colaboración chileno argentina para potenciar trabajos de agro-biotecnología

Thumbnail
Issue Date:
2003-07-15
estudiosNoticias institucionales

Un trabajo de colaboración entre profesionales del Centro Regional de Investigación Remehue de Osorno del Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) del Ministerio de Agricultura de Chile, y el Instituto de Ingeniería Genética y Biología Molecular y Celular (INGEBI) de Buenos Aires, Argentina, permitirá potenciar la labor de ambos países en la generación de tecnologías para el desarrollo del sector agropecuario de sus respectivas naciones. El intercambio se enmarca en una disciplina que se conoce como agro-biotecnología y consiste en la aplicación directa de modernas técnicas, entre las que se incluyen el cultivo de células y tejidos vegetales, el uso de marcadores moleculares y la transformación genética. Hace algún tiempo Boris Sagredo, investigador de INIA Remehue, Doctor en Biología Molecular, viajó a la capital argentina para aprender nuevos métodos de transformación genética de papas. Por su parte, María Mercedes Rivero, bióloga de la Universidad de Buenos Aires y del Instituto de Ingeniería Genética y Biología Molecular y Celular (INGEBI), dependiente de la Comisión Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), se encuentra actualmente en Osorno en un entrenamiento relacionado con las experiencias de evaluación en laboratorio y campo de papas transgénicas efectuadas por INIA Remehue. El mencionado centro de investigación chileno llevó a cabo el proyecto denominado "Producción de variedades de papa resistentes a bacterias patógenas utilizando transformación genética", que fue financiado por el Fondo de Fomento al Desarrollo Científico y Tecnológico (FONDEF) y ejecutado por INIA en conjunto con la Pontificia Universidad Católica de Chile. Las variedades desarrolladas se probaron en terreno, cumpliendo medidas de seguridad establecidas por el Servicio Agrícola y Ganadero. Actualmente, en INIA Remehue también se están utilizando técnicas moleculares para acelerar el proceso de creación de nuevas variedades de papa resistentes a plagas y enfermedades, en el marco del proyecto "Mejoramiento genético asistido por marcadores moleculares para selección de variedades de papa con resistencia múltiple a nemátodo dorado y virus", financiado por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), institución que también depende del Ministerio de Agricultura.