En se revitalizaron las exportaciones de vino

Thumbnail
Issue Date:
2001-12-06
Subjects:
Vinos - Silvio Banfi Piazza
estudiosArtículos

Hasta octubre último, el valor total de vinos chilenos exportados durante el año 2001 se incrementó en un 2,7% respecto de la cifra registrada en el mismo lapso del año anterior. El aumento fue desde US$ 479,1 a US$ 492 millones. Esta variación, en cierta forma ha significado una "revitalización" de estas exportaciones, teniendo presente que hasta septiembre pasado la variación había sido de sólo 1,8%. Adicionalmente, hasta entonces, se presentaba una tendencia más bien decreciente del ritmo de expansión, agudizada por el comportamiento particular de dicho mes.La información emanada de Chilevid señala, además, que el volumen total de vino exportado aumentó desde 219,3 a 256,5 millones de litros, lo que representa un 17% de incremento. Hasta el mes anterior se acumulaba una variación de 16,5%.En cuanto al precio promedio se apreció una disminución desde US$ 218 a US$ 192 por hectolitro, motivado fundamentalmente por la mayor incidencia que se observa, esta vez, de las exportaciones de vinos a granel que tienen menor valor agregado. A pesar de dicha baja, resulta significativo que respecto al período de enero a septiembre no hubo un cambio apreciable, lo que es considerado como un buen síntoma de estabilidad dentro del sector.En cuanto a las exportaciones de vinos envasados se observa un aumento desde US$ 420 a US$ 429,4 millones, lo que significa un 2,2% más que en el mismo período del año anterior. El volumen total de estas exportaciones subió desde 17,7 a 18,2 millones de cajas de 9 litros (12 botellas), lo que representa un aumento del 3%. Como consecuencia de estas variaciones el precio medio por caja prácticamente se ha mantenido, variando solamente desde US$ 23,7 a US$ 23,6. Este hecho se considera altamente positivo, teniendo en cuenta que recientemente ha prevalecido un mercado internacional altamente competitivo.Por otro lado, los antecedentes respecto a los vinos a granel indican que el valor de sus exportaciones subió desde US$ 54 a US$ 58,6 millones, variando en un 8,5%, en tanto que el volumen de estas transacciones registró un incremento de 58% al aumentar desde 56,6 a 89,5 millones de litros. Todo esto ha significado una caída del precio medio desde US$ 95 a US$ 66 por hectolitro, no obstante lo cual hay optimismo dentro del sector al considerar las condiciones imperantes en el mercado, que también se encuentra sobre abastecido. Además, se resalta que en octubre se revirtió la tendencia a la baja observada anteriormente, registrándose un leve aumento.La institución gremial aludida comentó respecto de este comportamiento que transcurridos los diez primeros meses del año se rompe la tendencia decreciente de las exportaciones de vinos apreciada anteriormente, la que había mostrado su máxima caída en el mes anterior. Además, en el análisis por principales áreas de destino indica que: El mercado de América del Norte baja un 4,1%, debido a un 17,9% de menores compras por parte de Canadá y de un 3%, desde el mercado mexicano. América del Sur presenta una caída de 0,8% que contrasta con un incremento de 5,8% que se registraba hasta el mes anterior. El mercado de América Central y Caribe, muestra una caída de 19,9%. Asia presenta un incremento de 8,5% lo que es importante ya que este alcanzaba hasta septiembre sólo a un 4,4%. El mayor impacto en este caso está dado por China e India, aunque se mantiene el estancamiento del mercado japonés. Europa exhibe un aumento de 7,7% lo que confirma que es el principal mercado para el vino chileno, con un importante incremento respecto al mes anterior, cuando alcanzó a un 5,1% de variación. En este mercado una vez más destaca Inglaterra con un aumento de 9,5%, Alemania 22,7%, Irlanda 18,6% y Rusia 246,1%. Finalmente Chilevid expresa que es preciso destacar que, contrariamente a lo que se esperaba por efecto del ataque terrorista a Nueva York y la posterior guerra, lo que había hecho prever que caerían las exportaciones de octubre, se registra un pequeño incremento, expresado en dólares, y bastante significativo en volumen. Sin embargo, lo que es más importante, es que los precios del producto, tanto embotellado como a granel, no siguen registrando caídas, apreciándose una cierta tendencia hacia su recuperación.