Ñuble: intensa fiscalización de CONAF e Impuestos Internos a comerciantes de leña

Thumbnail
Issue Date:
2003-05-05
estudiosNoticias institucionales

La Corporación Nacional Forestal (CONAF), el Servicio de Impuestos Internos (SII), Carabineros de Chile y la Municipalidad de Pinto realizan una intensa fiscalización a quienes comercializan leña nativa en la Provincia de Ñuble. El objetivo es elaborar un catastro de comercialización de leña en algunos sectores de la comuna como Recinto y Los Lleuques que, de acuerdo a informaciones de CONAF, abastecen a toda la comuna de Chillán y sus alrededores, sin las boletas correspondientes. Hoy, personal de CONAF y del SII se trasladó nuevamente hasta Pinto para reforzar el trabajo que se inició hace dos semanas. La idea es que se sienta que la fiscalización es permanente. Se tiene la esperanza de que, si la gente se siente fiscalizada, tienda a mejorar su conducta en el área tributaria, así como en el cumplimiento de la legislación forestal. Se hace una fiscalización fuerte a la comercialización de leña en otoño, porque es la época cuando se comercializa este producto en mayor volumen. CONAF busca el origen de esa leña nativa para determinar si el predio abastecedor cuenta con plan de manejo o si se trata de cortas no autorizadas, para saber en qué condición queda el predio: si sólo se está cortando el bosque nativo o se está manejando para recuperarlo. Durante el trabajo en terreno se ha visto que el producto en gran volumen proviene de tres o cuatro predios grandes que cuentan con plan de manejo, pero hay otras situaciones en que se trata de cortas no autorizadas. La idea con este trabajo es educar a los comerciantes y principalmente a los consumidores, para que compren leña con sus metros cúbicos como corresponde, de buena calidad y que cumpla con toda la reglamentación. La idea es que toda la cadena, desde la corta hasta el consumo, sea legal y bien hecha. Durante la fiscalización, el SII notificó a quienes no han regularizado su inicio de actividades, para que se presenten en las oficinas del Servicio y digan si la persona decide trabajar en forma permanente en la comercialización de leña, para hacer su iniciación de actividades, o si hará una venta esporádica u ocasional, en cuyo caso efectúe una tasación de la venta, que es una aplicación aproximada del impuesto que debería cubrir la comercialización del producto. Una de las razones por las cuales los comerciantes de leña no regularizan su situación tributaria es que existe un concepto de que la regularización de papeles es un trámite muy engorroso, que se piden muchas cosas y que es una pérdida de tiempo, situación que contrasta con la realidad, pues hoy se tienen programas de atención rápida al usuario. La corta o explotación no autorizada de bosque sin plan de manejo aprobado por la Corporación lleva al infractor a pagar una multa igual al doble del valor comercial de los productos, cayendo además en decomiso si éstos se encuentran en su poder. Estas fiscalizaciones en terreno se extenderán durante toda la temporada otoño-invierno, hasta crear conciencia en el cumplimiento de la legislación forestal y del sistema tributario.