En Paraguay autorizan a Monsanto para reproducir semillas transgénicas

Thumbnail
Issue Date:
2001-10-10
estudiosNoticias institucionales

Reproducimos un artículo aparecido en la prensa de Paraguay titulado: TRANSGENICOS: MULTIPLICACIÓN DE SEMILLAS ES UN HECHO. El permiso para la multiplicación de semillas transgénicas de soja ya es una realidad. La resolución 631 del 13 de setiembre por parte del Ministerio de Agricultura permite el primer paso camino a la liberación de la siembra comercial, aunque eso se encuentre supeditado a lo que pueda pasar en los próximos meses en la región. El evento autorizado es de Monsanto. El Ministerio de Agricultura dio a conocer la resolución 631 por la cual autoriza la flexibilización de las condiciones de permiso de introducción de soja modificada genéticamente, provenientes del evento de transformación conocido como 40-3-2 de la Monsanto (son tres cultivares). En el considerando de la aprobación se señala que según la documentación presentada sobre la soja transgénica las formas génicas homólogas especificadoras de la misma función se encuentran en todas las plantas, inclusive en la soja convencional. Además de eso, el análisis de la información disponible reveló que el evento cumple los requisitos de transformación de bajo riesgo para los ecosistemas agroecológicos y naturales en los que se cultiva la soja en el país. Las caracteristicas biológicas y agronómicas peculiares de la especie en general, y de la soja en particular, no presentarían problema ambiental alguno. A esos argumentos se agregaron las autorizaciones de comercialización y uso de productos y subproductos en Argentina, Chile, Uruguay, Canadá y Estados Unidos, entre otros países. Por lo tanto, se flexibilizan las condiciones de permiso de introducción de la soja modificada genéticamente, entendiéndose por flexibilización a la introducción de materiales de la mismas especie con dicho evento, sin condiciones especiales de bioseguridad, cuando los análisis de riesgo efectuados al evento revelan bajo riesgo. Se autoriza la multiplicación de las semillas, para lo cual la firma interesada -Monsanto- deberá presentar ante la Dirección de Semillas la información referida a variedad, origen de la semilla, superficie a sembrar, fecha y local de siembra, local de almacenamiento de la cosecha y la persona responsable de informar de todo lo actuado a la Comisión de Bioseguridad. La resolución, sin embargo, no implica la autorización de comercialización de la semilla de soja multiplicada, quedando pendiente el permiso para el uso comercial. A pesar de esa limitación, es el primer paso para la introducción de los materiales transgénicos en forma legal. Si no hay problemas en Brasil, donde supuestamente todo estará liberando a partir del 31 de diciembre próximo, se da como un hecho que el próximo año se tendrán los primeros cultivos comerciales con material modificado genéticamente. La Monsanto estaría realizando una siembra de entre 30.000 y 50.000 hectáreas, lo cual serviría para cubrir más del 30% de la siembra comercial del año próximo, en caso de liberarse. Paraguay, La Nación-Campo 19/09/2001

Related items