Temporada de frutas

Thumbnail
Issue Date:
2005-05-17
estudiosArtículos

En general, las cosechas nacionales experimentaron notorios aumentos y las condiciones de mercado resultaron favorables, por los menores stocks en los países destinatarios de las principales frutas de guarda. Esto ocurrió en particular con manzanas y kiwis, cuyas cosechas habían sido más bajas en diversos países del hemisferio norte. Incluso para algunos competidores del hemisferio sur (Argentina, Nueva Zelanda) las condiciones meteorológicas no fueron óptimas, por lo que la demanda favoreció a la oferta nacional. No obstante, en contraposición a la menor oferta de cerezas, se obtuvo una muy elevada cosecha de ciruelas, que fueron exportadas en tales volúmenes que provocaron una baja de precios mayor que la esperada. En su evaluación de temporada, desde el 1 de septiembre de 2003 al 31 de agosto de 2004, las exportaciones de fruta fresca, expresadas en número de cajas, aumentaron en 11,8 %: Las exportaciones se iniciaron con un adelanto en la cosecha de uva de las regiones del norte, lo que significó competir en el mercado norteamericano con mayores stocks de la uva californiana. Esto incidió en el precio de los primeros envíos del producto nacional, que presentaron altas variaciones negativas respecto al período precedente, lo que finalmente repercutió en los niveles de embarque, llegando finalmente a volúmenes sólo ligeramente superiores a los de la temporada anterior. En la información anual presentada en el Cuadro N°2, la variación de las exportaciones de frutas frescas fue prácticamente la misma que la comprobada en la temporada, con 11,9% de incremento. Se observa un cambio de signo en la diferencia de uva de mesa, que en este cuadro tiene una moderada disminución, lo que se explica por el mayor envío a la UE, hacia donde las cajas son de 5,0 kilos, a diferencia de los 8,2 kilos de los demás mercados. Se corroboran los altos aumentos de las exportaciones de manzanas, ciruelas y kiwis, lo que tuvo como causa principal un mercado menos abastecido por las menores cosechas y, como consecuencia, stocks relativamente más bajos. Se observa además un buen comportamiento de los cítricos, en el que destaca el aumento de las naranjas y, en niveles menores de exportación, el de los pomelos; entre las frutas de naturaleza seca, un aumento de las almendras sin cáscara y, sin aparecer en el cuadro, pero con niveles crecientes, castañas (61%) y avellana europea (162%). Finalmente, entre los berries, hay un nuevo aumento de los arándanos y una menor participación de las frutillas frescas. El Cuadro N° 3 muestra la distribución regional de las principales frutas de exportación y se corrobora la mayor participación porcentual de la zona central, con 68% de la producción del conjunto de frutas entre las regiones V, Metropolitana y VI, y la importancia de las regiones III y IV en uva de mesa. Frutas que destacaron por abastecer mercados con mayor demanda fueron manzanas, kiwis y, en menor proporción, peras, que provienen principalmente de las regiones VI y VII, en tanto que las paltas, que enfrentaron mercados con alta oferta, se originan básicamente de las regiones V y Metropolitana. A su vez, los berries (principalmente arándanos y frambuesas) se ubican en mayor porcentaje desde la VII Región al sur. Los carozos, con amplia dispersión, son los más representativos de las regiones del centro de país. En la reciente temporada todas las regiones muestran incrementos, a excepción de la III, en que hubo una cosecha relativamente menor de uva después del 26% de incremento que experimentó en 2002/03 respecto a la temporada anterior. Por otra parte, como se señaló anteriormente, el abastecimiento local de uva californiana incidió también en los menores envíos de la III Región, al aplicarse una mayor selección en fruta, para ofrecer óptima calidad y asegurar mejores precios. El valor FOB de las exportaciones de frutas, evaluado en años calendario, también señala aumentos, como se puede apreciar en el Cuadro N° 4. Si bien los valores de 2004 podrían tener aún leves modificaciones por la incorporación de los informes de variación de valor (IVV) resultantes de las ventas a consignación, ya se puede concluir que los casos más destacables son el aumento en el valor unitario de las manzanas, al igual que los incrementos en volumen, y la baja en paltas, consecuencia tanto de una gran oferta local y de países competidores como de los fuertes aumentos del volumen enviado por nuestro país.

Related items

Informe Semanal. Temporada de trigo 2019 - 2020. Semana del 30 de diciembre de 2019 al 5 de enero de 2020.
Autor(es):
Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa)
Fecha de Publicación:
2020-01-02
Informe Semanal. Temporada de trigo 2019 - 2020. Semana del 24 de febrero al 1 de marzo de 2020.
Autor(es):
Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa)
Fecha de Publicación:
2020-02-27
Informe Semanal. Temporada de trigo 2019 - 2020. Semana del 27 de enero al 2 de febrero de 2020.
Autor(es):
Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa)
Fecha de Publicación:
2020-01-30